(VIDEO) «Existe una base secreta en Marte donde cooperan humanos y alienígenas»

 276 Total vistas,  2 Vistas hoy

Según unas insólitas declaraciones, el estado de Israel, junto a otros gobiernos occidentales, habría entablado contacto con los alienígenas hace años.

Así lo afirma Haim Eshed, un general israelí retirado, ex responsable de la agencia espacial y actual profesor de la universidad en el país. «Las autoridades de todo el mundo conocen la existencia de los extraterrestres en distinto grado».

¿Por qué mantenerlo en secreto?

Eshed, según relata el Jerusalem Post, piensa que la humanidad no está preparada para una noticia de esta índole y categoría. «Desvelar la existencia de extraterrestres atentaría contra las creencias de millones de personas».

En una entrevista con el medio Yedioth Ahronoth, Eshed, quien ha servido durante décadas como el máximo responsable de la agencia espacial de Israel y dirigente del programa de seguridad espacial del país, es un experto muy respetable en la materia.

Según Eshed, Israel y Estados Unidos llevan tratando con los extraterrestre durante años, siendo un elemento recurrente en sus políticas internas.

Explica que existe un elemento organizativo enorme, denominado «Federación Galáctica«, que incluye a diversas razas, civilizaciones y especies de extraterrestres.

«La Tierra y la humanidad, desde mediados del siglo XX, habría elaborado acuerdos para su propio ingreso».

El exjefe de seguridad espacial, si bien no aclara qué especies o imperios galácticos se han puesto en contacto con el hombre, sí quiso dar algunas descripciones sobre qué tipo de acuerdos se han hecho entre los extraterrestres y los EE.UU., país que lideraría las conversaciones en representación de la civilización.

Estos acuerdos y tratos se han hecho porque ambas partes desean investigar y comprender «la estructura del universo», y la única manera de llegar a un conocimiento amplio es la cooperación constante entre diferentes miembros del universo.

Aquí es cuando la cosa se pone un tanto extraña..

Eshed afirma que la cooperación incluye una base subterránea secreta en Marte, donde hay representantes estadounidenses y alienígenas, una enorme instalación que atesora herramientas, materiales y dispositivos inconcebibles, así como gigantescas naves y otros gadgets de origen alienígena.

La información, que podría ser un mero deseo por parte de Eshed, hay que agarrarla «con pinzas», claro está.

El mismo israelita destaca que una vez intentó presentar un plan para presentarlos al mundo, pero la Federación Galáctica supuestamente le impidió hacerlo, diciendo que deseaban evitar la histeria masiva en la sociedad, el desplome de los mercados o posibles guerras, ya que sentían que la humanidad necesitaba evolucionar.

«No se permitió hacerlo porque querían que la humanidad alcanzara una nueva etapa en la que comprendiera qué es el espacio y cómo podemos navegar a través de él gracias a las futuras naves espaciales», concluía.

(Con información de ufospain.es)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.