Así es el hombre que ha mantenido su brazo levantado por décadas

 273 Total vistas,  1 Vistas hoy

La razón por la que este hombre decidió levantar su brazo es por “un bien común”.

Desde 1973 la vida de un ciudadano indio llamado Amar Bharati no ha sido la misma. En su momento, este hombre sostenía a una familia con tres hijos, trabajaba en un banco y transitaba las calles de su comunidad.

Sin embargo, un día Bharati tomó una decisión que le cambiaría la vida al dedicarse al ascetismo (purificar el espíritu por medio de la negación de placeres y materialidades). En efecto, las primeras impresiones sobre esta medida de comportamiento se tomaron de la mejor manera, pues es algo común en el territorio de la India.

Con el paso del tiempo, el compromiso por seguir su nuevo estilo de vida hizo que el hombre se convirtiera en ‘sadhu’, monje que induce al camino de la iluminación en el hinduismo y, además, Baharati tomó una acción pacifista que ha permanecido por años: levantó su brazo derecho.

El hombre decidió levantar su brazo derecho con el puño cerrado desde el año 1973, con el objetivo de representar el bienestar en el mundo y alcanzar lo que muchos esperan: la paz mundial.

Si la paz llegase a nuestro mundo, el hombre bajaría su brazo, pero aún no ha sucedido por lo que su extremidad superior aún sigue elevada. Después de 48 años, es posible observar que Amar preserva su acción y lo hace por dos razones: la guerra que aún está latente y aunque la paz se efectuará en algún momento, su brazo ya no bajaría ya que su cuerpo se adaptó a esta posición.

 

El hinduismo es una religión mayormente practicada en el sur del continente asiático y una de las ideas con las que se sustenta esta afinidad es con la interconectividad de las cosas donde el ‘yo’ y su cuerpo no representan un ser totalmente completo, por la tanto se tiene en cuenta el ‘Atman’.

De acuerdo con el blog esotérico Win, el significado del ‘Atman’ tiene relación con la esencia, el ego o el alma, lo que permite que un individuo trascienda, se reconozca y comprenda su ser junto al entorno universal, dando el resultado del “verdadero ‘yo’”.

En ese sentido, el hecho de que Amar Bharati tenga su brazo extendido ha tomado relevancia para la religión y especialmente para varios habitantes de la India, ya que su devoción se caracteriza por ser “perseverante”.

En una entrevista el hombre mencionó que él no pedía mucho y generó una interrogación o pregunta: “No pido mucho. ¿Por qué nos peleamos entre nosotros, por qué hay tanto odio y enemistad entre nosotros? Quiero que todos los indios vivan en paz. Quiero que todo el mundo viva en paz”, sostuvo.

Para este sujeto el dolor de levantar su brazo por completo lo sintió durante los primeros dos años, pero luego de estos, posiblemente por la tensión y el atrofiamiento de los músculos, su brazo quedó intacto.

 

Para los fisioterapeutas, el movimiento del cuerpo es esencial y una de las causas por las que su brazo no se puede bajar se da por perder la circulación en esta parte del cuerpo. Por otro lado, médicos especialistas sostienen que se trata de anquilosis (pérdida del movimiento, luego de que dos huesos se han ‘unido’ dentro de la articulación).

Actualmente, al ver la perseverancia y energía que ha tenido Amar Baharati, es una señal que para los hinduistas no solo se trata de un gesto o una acción, sino que es una señal que sobrepasa lo natural.

Sostener el brazo hacia arriba es algo que puede significar fuerza y adquisición. “Gana longevidad y otros poderes vitales”, mencionó uno de sus discípulos en 2001 a The Guardian. Desde luego, esta decisión “de por vida”, posiblemente, no pueda ser cambiada, pues el movimiento de la extremidad está ausente.

(Con información de Semana)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.