Arrestan a una mujer por intentar comprar un niño por 10 millones de pesos

 206 Total vistas,  1 Vistas hoy

Estados Unidos.- Una mujer fue arrestada por intentar comprar un niño pequeño a su madre en la cola de un supermercado por 500 mil dólares (más de 10 millones de pesos mexicanos), la noticia impresionó a los habitantes de Texas.

La mujer identificada como Rebecca Lanette “T” de 49 años de edad, de Crockett, Texas, supuestamente se acercó a la madre de un niño y un bebé mientras esperaban en la fila de autopago de Walmart el pasado 13 de enero.

La mujer dijo que le gustaba el “pelo rubio y los ojos azules” del niño y le preguntó “cuánto” para poder comprarlo.

De acuerdo con los medios locales, la madre trató de reírse del comentario que le hizo la mujer, pensando que estaba bromeando.

Pero Rebecca Lanette le dijo que tenía 250 mil dólares en el auto y que pagaría esa cantidad por él.

La mamá dijo que ninguna cantidad de dinero serviría.

Sin embargo Rebecca siguió presionando sobre el asunto y la madre del niño dijo que se alejara.

La mujer le dijo que hacía mucho tiempo que quería comprar un bebé.

La policía indicó que una segunda mujer no identificada, estaba con Rebecca durante el incidente y comenzó a preguntar cómo se llamaba el niño.

Lo extraño fue cuando la madre se negó a decírselo, las dos mujeres comenzaron a llamar al niño por su nombre “sin que la madre lo supiera”.

Luego de esperar a que las dos mujeres salieran del supermercado, la madre comenzó a caminar hacia su auto con sus dos hijos.

Según el informe policial, Rebecca comenzó a gritarle a la mamá diciendo que si no aceptaba 250 mil dólares por él, le daría 500 mil porque lo quería y estaba dispuesta a llevárselo.

Mientras que la madre se encerraba a sí misma y a sus hijos en su automóvil, Rebecca se paró detrás y luego le dijo repetidamente que quería comprar al niño por 500 mil dólares hasta que finalmente se fue en la camioneta.

Rebecca fue detenida el 18 de enero y es acusada de delito de venta o compra de un niño, delito grave de tercer grado.

La teniente Ahleea Price, del Departamento de Policía de Crockett, dijo que cuando fue a la residencia de la Rebeca para preguntarle sobre el incidente, le dijeron que “no le gustan los ladrones, luego dijo que podía hablar con su abogado y dejarla” y cerró la puerta de golpe.

(Con información de Debate)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.