La NASA predice el lugar y la hora en que impactará este asteroide con la Tierra

 191 Total vistas,  1 Vistas hoy

Lo conseguido es aún más extraordinario si pensamos que lo lograron en menos de una hora de análisis de datos

Con la tecnología actual, la NASA es capaz de predecir con extraordinaria exactitud el momento en que un asteroide impactará sobre la Tierra. De hecho, un vídeo nos muestra hasta qué punto la agencia puede saber el lugar exacto en que tendrá lugar el impacto.

16-03-2022 Esta imagen muestra la órbita prevista del asteroide 2022 EB5 alrededor del Sol antes de impactar en la atmósfera de la Tierra el 11 de marzo de 2022. El asteroide, de 2 metros de ancho, fue descubierto solo dos horas antes del impacto.
Astrónomos han sido capaces de predecir exactamente dónde y cuándo impactaría un pequeño asteroide que golpeó la atmósfera sobre el Mar de Noruega antes de desintegrarse el 11 de marzo de 2022.
POLITICA INVESTIGACIÓN Y TECNOLOGÍA
NASA/JPL-CALTECH

No solo eso. Lo conseguido es aún más extraordinario si pensamos que lo lograron en menos de una hora de análisis de datos. Así, encontraron que un asteroide de dos metros impactaría en la atmósfera terrestre el 11 de marzo a las 5:23 p. m. EST, sobre el Mar de Noruega a 470 km de distancia de la costa este de Groenlandia.

Obviamente, no hablamos de un asteroide como el que terminó con los dinosaurios hace 65 millones de años, pero la detección y rastreo de todo tipo de asteroides y cuerpos celestes es igualmente importante para la agencia.

En cuanto al objeto en sí, se le ha denominado 2022 EB5, y la NASA ha explicado que se trataba de una oportunidad única para rastrear un asteroide en poco tiempo antes de que golpeara la atmósfera terrestre. Todo ello gracias al sistema automatizado de evaluación de riesgos de impacto Scout de la NASA, que se utiliza para ayudar a determinar si un asteroide pasaría inofensivamente o golpearía nuestro planeta.

Al parecer, el asteroide fue visto dos horas antes del impacto por Krisztián Sárneczky en el Observatorio Piszkéstető en el norte de Hungría. Sus datos se enviaron a la cámara de compensación del Centro de Planetas Menores para mediciones de pequeños cuerpos celestes, y se publicaron en la Página de Confirmación de Objetos Cercanos a la Tierra del Centro.

Con solo 40 minutos de datos, Scout pudo usar estas medidas para determinar la trayectoria de 2022 EB5 y alertar al Centro de Estudios de Objetos Cercanos a la Tierra (CNEOS) y a la Oficina de Coordinación de Defensa Planetaria de la NASA. Después de que el asteroide impactara en el momento previsto, los detectores de infrasonidos confirmaron su fragmentación en la atmósfera. Según explicó el investigador Davide Farnocchia:

Scout tenía solo 14 observaciones durante 40 minutos de un observatorio para trabajar cuando identificó por primera vez el objeto como un impactador. Pudimos determinar las posibles ubicaciones de impacto, que inicialmente se extendieron desde el oeste de Groenlandia hasta la costa de Noruega. A medida que más observatorios rastrearon el asteroide, nuestros cálculos de su trayectoria y la ubicación del impacto se volvieron más precisos.

Por cierto, la NASA ha confirmado que si el asteroide hubiera sido más grande, habría sido posible detectarlo y rastrearlo mucho antes y a una distancia mucho mayor.

(Con información de Gizmodo)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.